Mercadocracia y el Secuestro de la Gente y el Planeta — La aceleración del fascismo del capital monopolista del siglo XXI a través de la pandemia y el Gran Reinicio

Este estudio examina la trayectoria que ha seguido el mundo desde que el neoliberalismo se impuso a la humanidad hace medio siglo, evaluando las motivaciones ulteriores—y sus consecuencias para la humanidad y el planeta en su conjunto—de grupos e individuos clave de la élite global (Gates, Musk, Bezos y el Foro Económico Mundial, y su proclamada "Cuarta Revolución Industrial" a través de "El Gran Reinicio") que poseen poderosa influencia en los gobiernos del mundo. Vivimos tiempos extremadamente peligrosos en nuestro planeta que amenazan el futuro de todos los seres vivos, pero hay una forma de evitarlo — Álvaro de Regil Castilla

El Agua Como Caja de Pandora de la Debacle Ecológica Desde América del Sur y Centroamérica

El ciclo hidrológico detona la caja de pandora en emisiones de gases efecto invernadero globales desde América del Sur y Centroamérica — La Amazonia, los Glaciares Andinos, el Gran Chaco en Argentina y el Paraguay. Desde los orígenes de la Tierra hace unos 4500 millones de años, el agua cumple una función esencial en la actividad biológica del planeta. A través de ella, se diluyen las sales minerales y se mantienen las sustancias orgánicas de las células, que, a su vez, permiten las reacciones vitales desde las más simples formas de vida hasta las más complejas y especializadas. En la tragedia de los comunes, la resistencia y luchas campesinas por el agua se libran a diario. — Nubia Barrera Silva

Economía neoliberal, salud planetaria y la pandemia del COVID-19: un análisis marxista ecofeminista

La salud del planeta considera que el capitalismo neoliberal es un mediador clave de las crisis socio-ecológicas, una posición que se repite en muchos de los comentarios sobre COVID-19. En esta visión personal, expongo una teoría económica que hace hincapié en algunas de las formas en que la conceptualización del valor del capitalismo neoliberal ha mediado en las respuestas a COVID-19. Utilizando la intersección de la economía ecológica, feminista y marxista, desarrollo un análisis del capitalismo neoliberal como una forma histórica específica de la economía. Identifico la acumulación de valor de cambio como una tendencia central del capitalismo neoliberal y argumento que esta tendencia crea barreras a la producción de otras formas de valor. — Simon Mair

Democratizando a las Empresas – Piedra Angular de la Prosperidad Compartida y Sostenible

Nos enfrentamos a un dilema al considerar el futuro de la política. Algunos sostienen que la sostenibilidad medioambiental es un obstáculo para la prosperidad compartida, y la tachan de elitista y demasiado costosa. Otros consideran que las medidas de protección del medio ambiente deben primar sobre todo lo demás a costa de los más pobres. Este ensayo argumentará que es posible responder a las preocupaciones ciudadanas sobre estos temas, y el cuidado del planeta, de manera totalmente diferente: ampliando la democracia en las grandes empresas transnacionales para construir una especie de restricción interna a su comportamiento y decisiones. Argumentaré que al abordar lo que he llamado la "intuición de justicia democrática" de los trabajadores -su derecho a opinar sobre sus vidas y futuro dentro y fuera del lugar de trabajo- podemos construir un mundo más democrático y más próspero y sostenible a la vez. — Isabelle Ferreras

La Bildung en el siglo XXI – por qué la prosperidad sostenible depende de la reimaginación de la educación

La Bildung implica una visión dinámica del mundo que valora la independencia de la mente y el espíritu, basada en la interdependencia ecológica y social. La premisa de este ensayo es que necesitamos reconsiderar la Bildung hoy en día porque el reto de la "comprensión" en la Comprensión de la Prosperidad Sostenible es fundamental. La complejidad del mundo está desbordando la complejidad de nuestras mentes, y abordar ese reto es fundamental para nuestros intentos de crear un futuro viable y deseable. El reto educativo formal e informal es permitir que desarrollemos las capacidades fundamentales para la salud ecológica y el bienestar humano. — Jonathan Rowson

Vacunas Anti COVID ¿Suspensión Temporaria de Patentes?

La magnitud y complejidad de la actual pandemia ha puesto a la sociedad mundial frente a dilemas aparentemente irreconciliables entre combatirla con cierto nivel de eficacia afectando seriamente el funcionamiento de la economía y otros aspectos de la vida social como la educación, la libre circulación de las personas y la libertad de reunión. O mantener intocados estos últimos al precio de una extensión incontrolable de la pandemia. Se ha buscado, con relativo éxito, un compromiso entre ambas alternativas. Las vacunas en uso parecen desempeñar un papel muy importante para ralentizar la pandemia. Pero hay una notoria diferencia entre países ricos y pobres en cuanto la disponibilidad de las mismas, con consecuencias negativas directas en el control de la pandemia en estos últimos e indirectas en los primeros a causa de la facilidad y velocidad de la transmisión del COVID y sus variantes de las regiones carenciadas a las que tienen una oferta suficiente de vacunas. Surgió entonces el reclamo de hacer de las vacunas un bien público, no sujetas al mercado. — Alejandro Teitelbaum

Marxismo y la Dialéctica de la Ecología

La recuperación de los fundamentos ecológico-materialistas del pensamiento de Karl Marx, plasmados en su teoría de la ruptura metabólica, está redefiniendo tanto el marxismo como la ecología en nuestro tiempo, reintegrando la crítica del capital con la ciencia natural crítica. Esto puede parecer sorprendente para quienes se criaron con la idea de que las ideas de Marx eran simplemente una síntesis del idealismo alemán, el socialismo utópico francés y la economía política británica. Sin embargo, tales perspectivas del materialismo histórico clásico, que prevalecieron durante el siglo anterior, están dando paso a un reconocimiento más amplio de que la concepción materialista de la historia de Marx está inextricablemente conectada a la concepción materialista de la naturaleza, abarcando no sólo la crítica de la economía política, sino también la apropiación crítica de las revoluciones científico-naturales que se estaban produciendo en su época. — John Bellamy Foster

La Física del Capitalismo

Las economías humanas son sistemas biofísicos complejos que interactúan con el mundo natural en general, y ninguno de ellos puede ser examinado completamente al margen de sus condiciones materiales subyacentes. Explorando algunos conceptos fundamentales de la física, podemos comprender mejor el funcionamiento de todos los sistemas económicos, incluidas las formas en que las actividades de alto consumo energético del capitalismo están cambiando la humanidad y el planeta. Este artículo explicará cómo las características fundamentales de nuestra existencia natural y económica dependen de los principios de la termodinámica, que estudia las relaciones entre cantidades como la energía, el trabajo y el calor. Una comprensión firme de cómo funciona el capitalismo a nivel físico puede ayudarnos a entender por qué nuestro próximo sistema económico debería ser más ecológico, priorizando la estabilidad a largo plazo y la compatibilidad con la ecosfera global que sostiene a la humanidad. — Erald Kolasi

Energía, Crecimiento Económico y Crisis Ecológica

¿Puede el crecimiento económico continuar para siempre? Esta pregunta plantea algunos dolores de cabeza intelectuales al capitalismo moderno. Éste no puede reconocer ningún límite natural al crecimiento económico, porque eso significaría reconocer su desaparición definitiva. Todo esto gira en torno a la idea central de que podemos desvincular el crecimiento económico de las necesidades materiales de la civilización humana, alcanzando este nirvana económico haciendo más con menos, invirtiendo en energías limpias y desarrollando tecnologías de eficiencia energética. Pero en vez de organizar nuestras sociedades en torno al principio del crecimiento, deberíamos organizarlas en torno al principio del desarrollo humano sostenible, que requiere la estabilidad metabólica de la ecosfera en general. Lo social y lo ecológico son inseparables y las generaciones futuras nos juzgarán con dureza si no aprovechamos este momento excepcional de la historia. La inminente convergencia de crisis, desde la económica hasta la ecológica, exige nada menos que una nueva visión de nuestro orden social. — Erald Kolasi

Capital, Ciencia y Tecnología

"El desarrollo de las fuerzas productivas en el capitalismo contemporáneo [como el sistema imperial de Silicon Valley]". Comprender el modo en que el capitalismo contemporáneo—que Samir Amin caracterizó perspicazmente como la era de los monopolios generalizados—organiza las fuerzas productivas es crucial para comprender tanto las formas de dominación que definen al imperialismo actual como las profundas metamorfosis que ha experimentado el capital monopolista durante las últimas tres décadas. El concepto de intelecto general, planteado por Karl Marx, es un punto de partida útil para la exploración de la organización de las fuerzas productivas. Tomemos el ejemplo de uno de los sistemas de innovación más "avanzados" de la actualidad: El sistema imperial de Silicon sociales, se ha convertido en una entidad parasitaria con una función esencialmente rentista y especulativa. Subyace un marco institucional que favorece la apropiación privada y la concentración de los productos del intelecto general. — Raúl Delgado Wise y Mateo Crossa Niell

La Pandemia Como Revelador de una Crisis General y Prolongada del Sistema Capitalista – El Caso de Francia

La pandemia del COVID, además de ser una crisis sanitaria de gran envergadura a escala mundial, está operando como revelador de una crisis general y prolongada del sistema capitalista vigente en sus múltiples aspectos: económicos, sociales, políticos y culturales, con sus especificidades en cada país. Intentaremos analizar el caso de Francia teniendo en consideración esos diferentes aspectos que, articulados entre sí, pueden darnos una imagen coherente y objetiva del estado actual de la sociedad francesa. — Alejandro Teitelbaum

El Capital y la Ecología de la Enfermedad

La marginación a mediados del siglo XX de los enfoques socioambientales de la epidemiología se justificó por el triunfo de la medicina moderna sobre las enfermedades infecciosas. Se sostenía que éstas eran fenómenos del pasado en las economías desarrolladas, arrastradas por el proceso de modernización. Aunque las enfermedades infecciosas seguían presentes en las economías subdesarrolladas se proponía que las preocupaciones sanitarias se centraran en el aumento concomitante de las enfermedades degenerativas. Este enfoque comenzó a deshacerse. "¿Es el capitalismo una enfermedad?," la aparición a finales del siglo XX de una nueva serie de agentes patógenos, como el regreso de la malaria, el cólera, el dengue, la tuberculosis y otras enfermedades clásicas—a los que ahora podríamos añadir otros como el H1N1, el H5N1, el MERS, el SARS y el COVID-19 (SARS- CoV-2)—señalaban el fracaso total de la teoría de la transición epidemiológica. — John Bellamy Foster, Brett Clark y Hannah Holleman

Economías Morales del Futuro — El Ímpetu Utópico de la Prosperidad Sostenible

El campo de la "economía moral" explora cómo las instituciones económicas aparentemente amorales se instituyen normativa y políticamente. Se ha tendido a descuidar cómo los actores económicos se comprometen con el futuro a largo plazo, aquel que se implica en la Prosperidad Sostenible. El neoliberalismo canaliza todas las formas de futuro, esperanza y promesa en mecanismos basados en el mercado, como el crédito, el riesgo, los modelos empresariales, etc. Esta forma de instituir el futuro bloquea todas las alternativas de planificación, diseño o imaginación, donde estas últimas buscan formas no economicistas y potencialmente incalculables de compromiso a largo plazo (por ejemplo, con las generaciones futuras). Desafiar el marco neoliberal del futuro requiere redescubrir las formas de futuro, utopía y esperanza que estaban presentes en el modernismo, que ahora es necesario reinstaurar en formas que no degraden el medio ambiente. —Will Davies

COVID-19 y el Capitalismo Catástrofe — Cadenas de productos básicos y crisis ecológica-epidemiológica-económica

COVID-19 ha acentuado como nunca antes las vulnerabilidades ecológicas, epidemiológicas y económicas interrelacionadas impuestas por el capitalismo. A medida que el mundo entra en la tercera década del siglo XXI, vemos el surgimiento del capitalismo catastrófico a medida que la crisis estructural del sistema adquiere dimensiones planetarias. — John Bellamy Foster e Intan Suwandi

El Capitalismo de Desposesión en las Plantaciones de Palma Aceitera en Países del Sur Global

La mercantilización de la tierra ha profundizado las crisis ecológica, social y económica. La inédita pandemia global del virus covid-19, proviene de la destrucción de los hábitats de las especies de animales y plantas silvestres y posterior migración al ser humano. El modelo neoliberal es insostenible en la conservación sustentable de la naturaleza y la economía del planeta. Urge de inmediato un cambio en la economía capitalista. — Nubia Barrera Silva

¿Un Punto de Inflexión Eco-Revolucionario?

Hace solo un par de décadas, nos dijeron que el capitalismo neoliberal marcó el "fin de la historia". Ahora parece que los ideólogos del sistema pueden haber estado correctos, pero no en la forma en que lo habían imaginado. El sistema del capitalismo neoliberal alimentado con combustibles fósiles se está moviendo hacia un fin de la historia, pero sólo en el sentido del fin de cualquier avance histórico de la humanidad como especie productiva, política y cultural debido a las condiciones de creciente barbarie socioeconómica y ambiental que crea el sistema. Ahora no hay alternativa al final de la historia tal como la conocemos. — Paul Burkett

El Contagio del Capital

La economía y la sociedad de EUA a principios de 2021 están más polarizadas que nunca. Los ricos están inundados de riquezas, marcadas por un mercado de valores en auge, mientras que la población existe en un estado de miseria y declive relativo, y a veces absoluto. El resultado son dos economías nacionales percibidas por dos partes sociales: una de prosperidad y otra de precariedad. En la producción, el estancamiento económico disminuye las expectativas de vida de la mayoría. Al mismo tiempo, la financiarización acelera la consolidación de la riqueza para unos pocos. Aunque la actual crisis de producción asociada a la pandemia del COVID-19 ha agudizado estas disparidades, el problema general es mucho mayor y profundo, una manifestación de las contradicciones internas del capital monopolista-financiero. Comprender los parámetros del actual sistema capitalista financiarizado es la clave para entender el contagio contemporáneo del capital, un nexo monetario corruptor y corrosivo que se extiende a todos los rincones del planeta, y a todos los aspectos de la existencia humana. — John Bellamy Foster, R. Jamil Jonna y Brett Clark

Marxismo y Ecología: Fuentes Comunes de una Gran Transición

Este ensayo descubre las profundas raíces ecológicas del pensamiento de Marx y muestra cómo aportó una perspectiva ambiental para abordar la cuestión general de la transformación social. A partir de ahí, traza la evolución de la ecología marxista, iluminando su profundo vínculo formativo con la economía ecológica moderna y la ecología de sistemas. Concluye discutiendo el proyecto más amplio de construir un movimiento social lo suficientemente amplio y profundo como para detener e invertir la destrucción ecológica y social. — John Bellamy Foster

Transitando a Geocracia — Paradigma de la Gente y el Planeta y No el Mercado — Primeros Pasos

Partiendo del hecho de que salvar el planeta Tierra, nuestro hogar, cambia todo, necesitamos construir un nuevo ethos en el que la mayoría de la humanidad se comprometa con un sistema cuyo único propósito sea la búsqueda del bienestar de las personas y el planeta Tierra. Esto requiere que todos los recursos de la tierra necesarios para el disfrute de la vida de todos los seres vivos se gestionen para lograr una verdadera sostenibilidad a largo plazo. — Álvaro de Regil Castilla

Democracia, Condorcetismo y Participación Popular

Partiendo del hecho de que el Antropoceno nos ha llevado más allá de los límites de la resistencia de la Madre Tierra, es urgente imponer reglas estrictas para frenar el desbordante impacto antrópico que nos está conduciendo hacia una incógnita que nos parece, por desgracia, tristemente conocida. Es en este contexto -la imposición de límites insuperables- donde la política se vuelve fundamental. A primera vista, la forma política más adecuada para imponer reglas estrictas es cualquier forma que permita un poder más centralizado. Sin embargo, la nueva sociedad debe establecerse por deliberación, no por imposición. En este sentido, es de la democracia de lo que tratarán estas páginas; intentando también superar la disputa entre democracia representativa y directa. Abogo por el sistema proporcional, por considerarlo la máxima representación de la democracia electiva. — Andrea Surbone

Los Lugares Comunes del Escepticismo Ambiental

el desafío planteado por los "límites al crecimiento" va más allá del nivel del debate político ordinario, apuntando a una crisis de la antropología filosófica: ¿quiénes somos y cómo debemos vivir, si ahora creemos que el progreso no continuará para siempre?. — Richard Douglas

Resistencia Étnico-campesina de América del Sur y Mesoamérica Frente a la Agricultura 4.0 del Capitalismo Catástrofe

La economía étnico-campesina extendida a los pueblos indígenas en auto-aislamiento voluntario conduce al concepto de Madre Tierra. Esto es incompatible con la agricultura 4.0 del Norte Global en Sudamérica y Mesoamérica en áreas de expansión territorial hacia la Región Pan-Amazónica conformada por nueve países: Brasil, Venezuela, Guayana Francesa, Guayana Inglesa, Surinam, Colombia, Ecuador, Perú y Bolivia. Estos pueblos tienen pleno respeto y dependencia de la tierra, el agua, el aire y los bosques como fuentes de vida. A diferencia del concepto de crecimiento económico occidental con su enfoque lineal y fragmentado, la visión integral de la economía natural, como decía Karl Marx, tiene que ver con el "vivir bien" y está en el lado opuesto de las pasiones y sentimientos de codicia que surgen de la acumulación ilimitada del capital terrateniente transnacional. — Nubia Barrera Silva

La Contra Revolución Preventiva y el Ascenso de la Extrema Derecha en Brasil

¿Será la izquierda capaz de modificar radicalmente el rumbo político que lleva actualmente, relegado en su mayoría a las instituciones y a las elecciones? Si, a lo largo del siglo XX, el epicentro de la acción de la izquierda fue la acción institucional y parlamentaria, el mayor desafío de este período se encontrará en otro lugar, en un lugar diferente del que ha dominado y agotado a la izquierda hasta ahora. Es imperativo volver a crear los lazos orgánicos entre los movimientos laborales y sociales, con su mosaico de múltiples herramientas y sin estructuras jerárquicas previas, tomando como punto de partida las acciones concretas de la clase trabajadora. Si estamos del lado de la razón y de la revolución, un comienzo indispensable es averiguar, de manera lukácsica, cuáles son las cuestiones vitales de nuestro tiempo si queremos caminar juntos, solidariamente, hacia una nueva forma de vida emancipada. — Ricardo Antunes

La Vida Más Allá del Capital

La vida cotidiana de la gente se desarrolla entre las personas y los lugares particulares que les importan. Siguen viviendo vidas fuera de los dominios en constante expansión del capital. Nuestras crisis medioambientales y sociales no requieren la expansión de los mundos del capital, sino la resistencia a esa expansión y el crecimiento de esferas de vida más allá del capital. — Jim O'Neill

La Dictadura del Capitalismo Financiero

El Capitalismo, en su configuración actual de dictadura mundial del capital financiero, está cometiendo crímenes contra la humanidad y devastando el planeta. "Robar un banco es un delito, pero más delito es fundarlo." (Bertold Brecht) — Alejandro Teitelbaum

Imperialismo en el Antropoceno

En 2019, la Comisión Internacional de Estratigrafía, votó para reconocer la existencia de la época del Antropoceno:”el período de la historia de la Tierra durante el cual los humanos tienen una influencia decisiva en el estado, la dinámica y el futuro del Sistema Tierra”. Hoy en día no puede haber dudas sobre la principal fuerza que está detrás de esta emergencia planetaria: el crecimiento exponencial de la economía mundial capitalista, en particular en los decenios transcurridos desde mediados del siglo XX. El capitalismo promueve una "locura de la razón económica" que socava la sana relación metabólica humana con el medio ambiente. Pero la mera crítica del capitalismo es insuficiente para abordar los problemas ambientales de hoy en día, que no pueden abordarse de forma realista sin abordar el sistema mundial imperialista, o el capitalismo globalizado, organizado sobre la base de clases y estados-nación, y dividido en centro y periferia. Hoy en día, esto plantea necesariamente la cuestión del imperialismo en el Antropoceno. — John Bellamy Foster, Hannah Holleman y Brett Clark

Servidumbre (In)voluntaria y Manipulación de las Mentes

A pesar de la profunda crisis del sistema capitalista, que es ahora más evidente que nunca en todos los aspectos de la vida social e individual, no hay una reacción organizada contra el sistema por parte de las mayorías ni un discurso riguroso y coherente. Llama la atención la ausencia de un mensajero, sin concesiones populistas u oportunistas, de un ideal revolucionario. El colapso del socialismo real y el ficticio y corrupto "socialismo del siglo XXI" han contribuido también a un rechazo condicionado de la idea de una transformación socialista de la sociedad. Con esta combinación de circunstancias, y sobre la base del control casi absoluto de los instrumentos y medios de producción y comunicación, estos últimos con una capacidad prácticamente ilimitada de manipulación de las mentes, el sistema dominante está ganando la batalla. Esperamos que, más pronto que tarde, esta relación de fuerzas, desastrosa para el futuro de la humanidad, cambie radicalmente. — Alejandro Teitelbaum

Una Historia de Dos Utopías: El Trabajo en un Mundo Post-Crecimiento

En este artículo, pretendemos contribuir a la literatura sobre los futuros posteriores al crecimiento. La imaginación moderna del futuro está limitada por los supuestos del capitalismo basado en el crecimiento. Para escapar de estos supuestos, recurrimos a la ficción utópica. Exploramos las representaciones del trabajo en Cokaygne, una tradición utópica que se remonta al siglo XII, y en News from Nowhere, de William Morris, del siglo XIX. Rompiendo el vínculo entre el trabajo y el consumo a nivel del individuo, podemos eliminar parte de la coacción en el trabajo. Esto nos liberaría para realizar trabajos que contribuyan al bien social, en lugar de generar valor de cambio, y nos capacitaría para luchar por un buen trabajo. Por último, nos basamos en los análisis ecofeministas del capitalismo para argumentar que al desafiar el crecimiento de la productividad del trabajo también podemos desafiar fuerzas de opresión más amplias. — Simon Mair, Angela Druckman y Tim Jackson

La Política Alimentaria en Venezuela

Pocos países y procesos políticos han sido objeto de tanto escrutinio, y a la vez tan incomprendidos, como Venezuela y la Revolución Bolivariana. Los medios de comunicación internacionales pintan una imagen de absoluta devastación en el país, forjada por las políticas fallidas y la mala gestión del gobierno. Mas esta narrativa dominante no capta las complejidades de lo que está sucediendo en Venezuela hoy en día. Empezaremos por mirar al pasado para situar las tendencias actuales en su contexto adecuado. Al centrarnos en la dinámica en torno a los alimentos básicos más consumidos en Venezuela, podemos comprender la reciente escasez de alimentos. Algunos de los principales impulsores de la escasez provienen de las fuerzas opositoras a la Revolución Bolivariana. A continuación, discutiremos las respuestas a la escasez por parte del gobierno y de las fuerzas populares. — Ana Felicien, Christina Schiavoni and Liccia Romero

Cadenas Globales Primarias y el Nuevo Imperialismo

Como los autores explican y demuestran claramente en las páginas siguientes, las tasas mucho más altas de explotación de los trabajadores en el Sur global tienen que ver no sólo con los bajos salarios, sino también con el hecho de que la diferencia en los salarios entre el Norte y el Sur es mayor que la diferencia en la productividad. Este trabajo ilumina con pruebas muy sólidas, ancladas en la investigación teórica y empírica del análisis de las cadenas primarias, nuestro argumento de que el principal impulsor de la desigualdad social entre el Norte y el Sur es el sistema deliberado de “Moderno Trabajo Esclavo”; un sistema impuesto en el Sur Global por parte de las elites tanto del centro como de la periferia del sistema, para explotar a las cadenas primarias de valor trabajo con el fin de perpetuar lo que podría mejor describirse como un nuevo colonialismo o imperialismo global. — Intan Suwandi, R. Jamil Jonna y John Bellamy Foster

Explotación Invisible — De Cómo el Capital Extrae Valor Más Allá del Trabajo Asalariado

Los capitalistas siempre han usado más que el salario por sí solo para extraer plusvalía de los trabajadores. Sin embargo, este siglo se distingue particularmente por su creciente dependencia de métodos alternativos de extracción de excedentes. Es hora de que los marxistas reconsideren nuestra preocupación por el salario y desarrollen una teoría que abarque un terreno común de explotación a través de una amplia variedad de relaciones extractivas en el capitalismo. Reconocer esa explotación compartida puede resultar clave si la "clase en sí misma" explotada va a convertirse en una "clase para sí misma", capaz de unirse y actuar en solidaridad. — Eva Swidler

El Intercambio Desigual

Este breviario valora la teoría del Intercambio Desigual del economista Arghiri Emmanuel para ahondar, desde la perspectiva del análisis económico, en el argumento central de LISDINYS: que padecemos un sistema de explotación Norte-Sur el cual, entre sus principales rasgos, incide directa y premeditadamente en los salarios de miseria que se pagan en todos los países del Sur. Así, el intercambio desigual constituye un imperialismo comercial que históricamente ha generado pingües ganancias para el Norte, superiores a los intereses recuperados por los bancos y las utilidades por las multinacionales. — Claudio Jedlicki

item93

Arriba

item101
item100
item98
item84
item24

Investigación y análisis para provocar la toma de conciencia y el pensamiento crítico

Contribuimos a la liberalización de las instituciones democráticas de la sociedad, pues han sido secuestradas por los dueños del mercado. Ellos trabajan en contubernio con sus agentes del mercado, quienes, haciéndose pasar por funcionarios públicos, están atrincherados en los salones de gobierno. La clase política ha traicionado su mandato público y en cambio opera para imponer un estado mercadocrático para maximizar el valor accionario de los inversores institucionales de los mercados financieros internacionales. Éstos son dueños de las corporaciones globales y creen ser dueños del mundo en nombre de sus muy privados intereses

Nuestros campos de acción: real democracia – real sostenibilidad – salario digno – renta básica – desigualdad – huella ecológica – decrecimiento – calentamiento global – desarrollo humano – responsabilidad corporativa – derechos civiles, políticos, económicos, sociales, culturales y ambientales – consumo responsable – células ciudadanas autónomas y sostenibles ...

item27
item44
Mapa del Sitio
Contáctanos
HomeInicio
item26a1a
item25a1a
item31
item33

Partiendo de un etos de real democracia y real sostenimiento, nosotros, la ciudadanía, trabajamos en pos del paradigma cuyo único fin es procurar el bienestar de la Gente y el Planeta y NO del mercado.

Inglés
item64
item65
item38

COVID-19 y Mercadocracia

Confrontando la pandemia en el contexto de la supremacía del mercado sobre el bienestar de la gente y el planeta

Este trabajo es un extracto de "Mercadocracia y el Secuestro de la Gente y el Planeta", publicado en junio de 2021, el cual ofrece una valoración holística de la trayectoria insostenible que ha seguido la humanidad desde la Primera Revolución Industrial y el secuestro de la democracia por el capitalismo.

Una característica innata del capitalismo ha sido la búsqueda permanente de un ethos con la menor intervención posible del Estado en su búsqueda implacable de la reproducción y acumulación del capital, a expensas de todos los demás participantes en la actividad económica, incluyendo de forma destacada el planeta.

La sección sobre la pandemia de COVID-19 de "Mercadocracia y el Secuestro de la Gente y el Planeta" cubre en detalle la aparición de la misma. Ésta y el cambio climático son el resultado directo del daño que la humanidad sigue infligiendo a los ecosistemas de nuestro hogar, la Madre Tierra, porque estamos literalmente depredando los recursos de nuestro planeta. Esto ha colocado a nuestro mundo, según la gran mayoría de los científicos, en la nueva era geológica del Antropoceno. Dicha época de nuestra autoría, ha puesto al planeta Tierra al borde de cruzar un punto de inflexión con transformaciones dramáticas que pueden llegar a ser cataclísmicas y que amenazan el futuro de todos los seres vivos.

Este extracto valora los criterios que los gobiernos de todo el mundo han aplicado para gestionar las infecciones por COVID-19, el desarrollo de las vacunas y los programas de vacunación de la población, siempre en el contexto del paradigma impulsado por el mercado, en el que el valor de los accionistas de las corporaciones globales prevalece sobre la protección y el bienestar del Demos (la ciudadanía). El estudio también recoge los numerosos cuestionamientos que las comunidades científicas de todo el mundo han realizado sobre los criterios aplicados en el diagnóstico y tratamiento de la enfermedad y el desarrollo de vacunas, así como el repudio y ostracismo sistemático que los gobiernos están aplicando a los cuestionamientos que provienen no de los llamados teóricos de la conspiración, sino de los científicos y médicos especializados en diversos campos que se ocupan directamente de los eventos epidemiológicos.

Actualmente existe un debate mundial sobre la necesidad de pedir a la ciudadanía que se ponga una tercera dosis de una vacuna como refuerzo, dado el fuerte aumento de los contagios y hospitalizaciones causados por la mutación Delta del SARS-CoV-2. Mientras el gobierno de EUA y los países ricos presionan para que se aplique una tercera dosis, muchos en la práctica médica consideran que la mejor estrategia es presionar más a la población para que se vacune en EUA y en todo el mundo, y, para lograrlo, apoyar a los países pobres con suministros masivos de vacunas en lugar de administrar una tercera dosis a los vacunados. Esto, junto con el uso sistemático de máscaras y restricciones para la circulación, el trabajo, los viajes y las actividades diarias contra los que rechazan las vacunas, parece ser la estrategia más sensata y eficaz para derrotar al virus y todas sus mutaciones.

Por último, dado el estado fluido de la pandemia, este extracto actualiza los últimos datos disponibles del VAERS sobre reacciones adversas, dos reacciones adversas a vacunas recientemente identificadas para las vacunas de ARNm y la vacuna de Janssen, así como una nueva vacuna (Coronavax), desarrollada con métodos tradicionales, que está actualmente en proceso de aprobación, de nuevo, en un contexto siempre impulsado por el mercado.

 


______________________________________________
 

item35

El Capitalismo Racial y COVID-19

Cómo el capitalismo racial, y no sólo el capitalismo, da forma a la explotación y a las solidaridades

En junio de 2020, cuando el continente americano estaba sumido en la crisis del COVID-19, 116 trabajadores agrícolas partieron de Jamaica hacia Estados Unidos en el marco de un programa de trabajo estacional. Su destino era la granja Gebbers de Washington, donde cosecharían manzanas. El ministro jamaicano de Trabajo y Seguridad Social elogió el programa como un excelente ejemplo de la fuerza del vínculo entre EUA y Jamaica y como un salvavidas tanto para los trabajadores jamaiquinos como para la economía nacional. El embajador de EUA en Jamaica dijo que el programa era benéfico para todos, una poderosa asociación. En una entrevista con uno de los agricultores que se marchan, un periodista de Loop Jamaica le preguntó: "¿Cómo se siente su familia al ver que los deja en este momento?". El agricultor contestó: "Si me quedo en Jamaica, probablemente no conseguirían un libro de texto en septiembre para volver a la escuela secundaria, así que hablo con ellos y el factor de riesgo está ahí, pero todavía tengo que arriesgarme.”

En medio de esta pandemia mundial, cientos de miles de jamaiquinos, puertorriqueños, mexicanos, sudafricanos y otras personas procedentes de países colonizados y anteriormente colonizados de la periferia mundial trabajan en granjas de Norteamérica y Europa para mantener los alimentos en las estanterías de los supermercados. Mucho antes de COVID-19, se veían obligados a vivir en condiciones insalubres, de hacinamiento e inseguridad. Además de no recibir suficiente equipo de protección personal, las condiciones de los trabajadores agravan aún más la propagación del virus. En Canadá, al menos seiscientos trabajadores agrícolas migrantes han contraído el virus desde que llegaron al país y al menos dos han muerto, ambos procedentes de México. Estos trabajadores negros e hispanos, así como otros trabajadores de raza no blanca, han sido considerados esenciales, por lo que tienen que presentarse a trabajar a pesar de las órdenes de permanecer en casa. Aunque se les considera esenciales, también se les trata como prescindibles, ya que muchos de ellos no reciben una baja por enfermedad pagada ni tienen acceso a la asistencia sanitaria o al seguro médico, y los que están indocumentados siguen enfrentándose a la amenaza de la deportación.

La pandemia del COVID-19 ha puesto de manifiesto los profundos problemas estructurales que afectan a los trabajadores racializados no blancos del centro y de la periferia. Empero, muchos análisis científicos sociales de la economía política mundial, al menos en la era anterior a COVID, son neutrales en cuanto a la raza o voluntariamente indiferentes al persistente patrón racial de las desigualdades mundiales. Incluso si abordan los legados del colonialismo, ignoran las lógicas raciales de opresión que están arraigadas en él. ¿Cómo podemos entender la incesante súper explotación de la mano de obra negra y de otras razas no blancas en el centro y en la periferia? Los enfoques dominantes del capitalismo no son suficientes. Es urgente anclar nuestros análisis en el concepto de capitalismo racial, que nos ayuda a comprender mejor las fuerzas que impulsan la economía política global.

_______________________________

item25

Informe 2020: BRECHAS DEL TIPO SALARIAL PPC PARA ECONOMÍAS DESARROLLADAS Y "EMERGENTES" PARA TODOS LOS EMPLEADOS EN MANUFACTURA. (de 1996 hasta 2018)

Nuestra valoración de 2018 reporta resultados divergentes entre economías seleccionadas que fueron predominantemente el resultado de un aumento significativo de los salarios por hora en moneda local (o falta de él), tipos de cambio y variaciones en su costo de vida de PPC. Seis economías mejoraron su posición, cuatro perdieron terreno y cuatro no cambiaron. Francia, Alemania, Italia, Corea del Sur, Singapur y Australia mejoraron su índice de homologación (Idx-Hm). Canadá, Reino Unido, España y Turquía perdieron terreno en comparación con su posición de 2017, mientras que Brasil, México, Japón y Sudáfrica no experimentaron cambios.

Entre las seis economías que mejoraron su posición de homologación del salario digno, los principales factores fueron el aumento sustancial de sus tipos salariales por hora en moneda local combinado con una revaluación de su moneda o una disminución de su costo de vida en términos de PPC para consumo privado. En el caso de los tres países de la eurozona (Francia, Alemania e Italia), fue específicamente la combinación del aumento de sus salarios por hora con una revalorización del euro. Esto permitió a Francia, Italia y Alemania aumentar su Idx-Hm. Esta combinación sirvió para compensar el aumento de su costo de vida PPC y aumentar su ventaja sobre el incremento de los tipos por hora EUA en términos reales. Un comportamiento similar tuvo lugar en el caso de Singapur y Corea del Sur. De esta manera, superaron claramente el aumento del tipo por hora de EUA en manufactura y, por tanto, aumentaron su Idx-Hm en 2018. De hecho, el Idx-Hm de Singapur es su mejor registro desde 1996. Australia, por el contrario, devaluó su moneda, pero logró la mayor mejora de su Idx-Hm entre las 41 economías en nuestros informes, que es igual a su mejor posición alcanzada en 2014. Esto fue el resultado de un fuerte aumento de su tipo por hora en moneda local y una devaluación de la moneda, lo que contribuyó a una caída de su costo de vida de PPC.


______________________________________________

item26

Informe 2020: NUEVA VALORACIÓN DE BRECHA DEL TIPO SALARIAL PARA ARGENTINA 1996-2018

Nuestro análisis de los salarios dignos de Argentina en el sector manufacturero desde una perspectiva global (paridades de poder de compra) ya no supone que el gobierno de Argentina continuará considerando la apreciación de los salarios reales como un elemento fundamental de su política económica. Como se esperaba, el gobierno de Macri hizo todo lo posible para reanudar la antigua relación centro-periferia que aplica un etos neocolonial a las políticas económicas de Argentina. Desafortunadamente, sus políticas económicas han resultado desastrosas y en sus cuatro años la inflación y la devaluación han estallado, el país cayó en incumplimiento de su deuda soberana, los salarios reales se derrumbaron y la pobreza aumentó significativamente. Una consecuencia directa clara es que los índices de homologación para al menos el período 2018-2020 caerán drásticamente, desde los 50 en 2017 hasta los 30, lo que equivale a los niveles prevalecientes durante el período 1996-2000.

Después de que el gobierno plenamente neoliberal de Macri dejara las condiciones socioeconómicas de Argentina en un caos sobrecogedor, el nuevo gobierno de Fernández está haciendo lo posible por recuperar para el ciudadano común los beneficios de los gobiernos anteriores de Kirchner-Fernández, lo que será una tarea muy imponente, dadas las crisis recurrentes desde principios de este siglo. Por ahora, la homologación del salario digno en el sector manufacturero frente a los salarios equivalentes en EUA se ha derrumbado y está destinada a caer a niveles que recuerdan a la crisis de 2002 antes de que comience a recuperarse.

El nuevo gobierno de Alberto Fernández implementó de inmediato un paquete contracíclico para volver a las políticas de apoyo a la demanda destinadas a reducir lo más posible el etos neoliberal de Macri y sus errores de política económica. Algunos de estos son aumentos de impuestos sobre la compra de divisas, exportaciones agrícolas, riqueza y ventas de automóviles, así como protecciones laborales para aumentar la compensación por despidos laborales injustificados. Asimismo, como sucedió a principios de siglo, Argentina se vio obligada a dejar de pagar su deuda externa, y acaba de llegar a un acuerdo con los fondos buitre y otros acreedores extranjeros que, en su mayor parte, cumple con sus demandas y no con las de los argentinos. Además, Argentina se encuentra nuevamente en negociaciones con el FMI para reducir su interminable deuda externa soberana. Por otro lado, la crisis económica se ha visto complicada por la pandemia de COVID-19, que claramente exacerbará la profunda recesión de Argentina. Hasta ahora, la inflación parece ser sustancialmente más baja en 2020 que en 2019, en 13,5% durante los primeros seis meses, pero se espera que se mantenga en 30% para fin de año, a pesar del efecto de la pandemia sobre una demanda de por sí ya deprimida. Al igual que en el resto del mundo, el PIB caerá drásticamente, al menos un 11% y luego se recuperará gradualmente en 2021, más por rebote técnico que por verdadero crecimiento. Todos estos factores dificultarán que Argentina recupere los salarios reales en manufactura y los lleve gradualmente a su posición de homologación relativa anterior a la crisis de 2002.

Partiendo de este contexto muy negativo, el panorama socioeconómico de Argentina se asemeja mucho a una pérdida de dos décadas. Esto supondría una adversidad colosal, especialmente para los niveles inferiores de la sociedad. Uno de los mayores beneficios de la apreciación del salario real de cualquier país—en el contexto de un etos de salario digno en una sociedad de mercado—es el impacto directo en la erradicación de las condiciones de desigualdad y exclusión; condiciones que han prevalecido en Argentina durante muchas décadas y sólo se redujeron sustancialmente entre 2004 y 2015. Está por verse si el nuevo gobierno es capaz de realizar un acto de equilibrio exitoso entre las diferentes variables en un escenario de extrema complejidad.


______________________________________________

item45

Informe 2020: Valoración actualizada de brecha de tipo salarial para Brasil 1996-2018

Las políticas económicas de apoyo a la oferta de Temer que continúan con el gobierno de Bolsonaro han detenido cualquier esfuerzo por mejorar la participación de los trabajadores en el ingreso y reflejan claramente una política de contención salarial deliberada. El gobierno de Temer aprobó una nueva ley (PEC 55) que congela todo el gasto público durante 20 años, lo que implica que el gasto público protegido constitucionalmente en las áreas de salud, educación y otros sectores sociales permanecerá atrofiado hasta 2036. Esto puso fin al compromiso de Brasil de mantener su política de apreciación del salario mínimo, después de que éste se ha más que duplicado en términos reales desde 1996. En cuanto a los salarios de manufactura, éstos perdieron terreno respecto a 1996, que se recuperaron parcialmente de la recesión de principios de siglo, hasta que la política de apreciación del salario mínimo tuvo una influencia positiva a partir de 2010 que ahora vuelve a retroceder. No obstante, con una recesión renovada durante el período 2014-2016, que sólo comenzó a disminuir en 2017 y que volverá a caer en una recesión profunda debido a la pandemia de COVID-19 en curso y al enfoque firmemente neoliberal y depredador de apoyo a la oferta seguido por el gobierno de Bolsonaro, Brasil no reanudará ninguna mejora en términos reales desde una perspectiva doméstica ni reanudará el cierre de su Idx-Hm, desde una perspectiva global, en el futuro previsible. De hecho, es probable que aumente su brecha de homologación con los salarios comparativos en EUA en los próximos años.

Para todo el período de 24 años (1996-2018), la homologación a salarios dignos de los salarios por hora de
manufactura no ha mejorado en absoluto, y son levemente más bajos que en 1996. Los tipos salariales por hora se recuperaron gradualmente después de la recesión de cambio de siglo, pero para 2018 su homologación con los salarios equivalentes de EUA se redujo a un índice 32 en relación con el índice 34 de 1996. Nuestra estimación para 2019 indica que su Idx-Hm se reduciría a 31 como resultado de un escaso aumento estimado en moneda local, la erosión del BRL y un aumento del costo de vida PPC en moneda local. El efecto combinado de la política económica depredadora de Bolsonaro, que es claramente anti-laboral, y la pandemia COVID-19, hace que cualquier mejora sea muy improbable en el futuro previsible. Por ello, la perspectiva de homologación del salario digno parece desalentadora.

Partiendo de las implicaciones que conlleva el cambio de política económica de apoyo a la demanda a una ofertista en el gobierno inmediato
anterior y actual de Brasil, parece poco probable que se logre un progreso significativo en el aumento de los salarios manufactureros y los tipos salariales para toda la economía en términos reales. En el mejor de los casos los salarios mantendrán su valor actual. Todo esto se complica aún más por la profunda recesión provocada por la pandemia.

______________________________________________

TABLA T5: BRECHAS DE TIPOS SALARIALES REALES 1996 - 2018 PARA catorce ECONOMÍAS selectas, EN TÉRMINOS DE PARIDADES DE PODER DE COMPRA (PPC), PARA TODOS LOS EMPLEADOS EN MANUFACTURA. *(La tabla base de todos los análisis de brechas salariales PPC)

Nuestra valoración de 2018 reporta resultados divergentes entre economías seleccionadas que fueron predominantemente el resultado de un aumento significativo de los salarios por hora en moneda local (o falta de ella), tipos de cambio y cambios en su costo de vida de PPC.

Alemania sigue teniendo la mejor posición con una creciente ventaja en homologación sobre EUA en términos reales de PPC en sus tipos salariales por hora, seguida de Francia con una ventaja de cuatro puntos sobre los tipos salariales de EUA. Todos los demás países continúan registrando brechas salariales con respecto a los tipos salariales de manufactura equivalentes en EUA. Seis de los doce países de este gráfico mejoraron su posición en 2018 con respecto a 2017 aumentando su ventaja (Alemania y Francia) o disminuyendo sus brechas salariales (Italia, Singapur, Corea del Sur y Australia). Brasil y México se mantienen con la misma brecha desde 2016. Solo Canadá, Reino Unido, España y Turquía aumentaron sus brechas respecto al año anterior. México y Brasil continúan registrando las mayores brechas salariales.

 

______________________________________________

item46

Informe 2020: Valoración actualizada de brecha de tipo salarial para México 1996-2018

Los gobiernos acérrimamente depredadores, corruptos y fraudulentos de México, impusieron una política de erosión y contención salarial a un nivel extremadamente precario tanto en el sector manufacturero como en todos los sectores económicos, como uno de los pilares de su política económica durante casi 36 años. Con el gobierno actual, esto parece estar cambiando.

El historial de México desde 1996 expuso una política estatal deliberada para mantener los salarios reales de moderno trabajo esclavo entre 1996 y 2015. Sin embargo, la política salarial parece haber cambiado en 2017 después de políticas consistentes del apoyo a la oferta durante más de tres décadas. Por primera vez, el salario mínimo se incrementó por encima de la inflación en 2017 y 2018. A través del llamado “Monto de Recuperación Independiente”, el salario mínimo para 2017 se incrementó arbitrariamente 9,6%, incluyendo 3,9% para compensar la tasa de inflación estimada del IPC. El mismo criterio se aplicó para 2018, para un aumento total del salario mínimo del 10,4%, incluido un 3,9% para compensar el IPC. En 2019, el nuevo gobierno de México, prometiendo implementar una sólida política de recuperación del salario mínimo, lo aumentó 16,2%, incluido 5% para compensar el IPC y 20% en 2020, incluido el 5% para compensar la inflación. Estos cambios parecen tener un impacto positivo directo en los salarios manufactureros en términos reales y en su homologación con los salarios equivalentes de EUA. Entre 2015 y 2018 el tipo por hora de manufactura en moneda local aumentó 43,6%, y 18,3% en dólares EUA después de contabilizar una erosión del peso. La combinación de estos componentes permitió al Idx-Hm ganar cinco puntos en 2016 y luego permanecer en este nivel en 2017 y 2018.

Después de dos años, queda por verse si el gobierno sigue este sendero o reanuda su sometimiento a los criterios de apoyo a la oferta. México tiene los peores salarios de Iberoamérica. Hemos observado 36 años de una política deliberada de pauperización salarial que ha obligado a una enorme población a unirse a las filas del precariado. Si bien la política de salario mínimo parece estar avanzando por el camino correcto, hay muchos casos de ámbitos de la cosa pública en los que el gobierno se alinea claramente con los intereses del capital y no con la gente. Si al final la participación del trabajo en el ingreso no mejora de manera sostenida y muestra un marcado aumento para fines de 2024, tendríamos que concluir que el único objetivo del gobierno era mitigar las peores características de la explotación y no cambiar las estructuras que las sostienen.

Por otro lado, si el gobierno cumple con sus promesas de campaña, se necesitarán décadas tanto para lograr un etos de salario digno como para cerrar la brecha con salarios equivalentes en el sector manufacturero, bajo el principio de igualdad de remuneración. Como mínimo, se necesitarán cinco mandatos de seis años para cumplir con esta expectativa bajo el supuesto de que el gobierno actual marque el camino y materialice el progreso que se puede lograr para el 2024, como se ilustra en nuestras proyecciones.

______________________________________________

item47

Informe 2020: Valoración actualizada de brecha de tipo salarial para España 1996-2018

En 2018, España amplió la brecha de su índice de homologación (Idx-Hm) después de una significativa ganancia de cuatro puntos en 2017. El aumento de su brecha fue en gran parte el resultado del efecto combinado de una caída de su tipo por hora en euros y un significativo aumento de su costo de vida en términos de paridad de poder adquisitivo, siendo este último a su vez consecuencia de la revalorización del euro en su mayor parte, ya que los precios al consumidor aumentaron menos del dos por ciento

Desde que España se unió a la zona euro, los salarios por hora de manufactura se desempeñaron generalmente mejor que el salario mínimo, con tasas que se movieron consistentemente por encima de la inflación del IPC, mientras que el salario mínimo aumentó a tasas más bajas y perdieron valor en términos reales entre 2001 y 2004. Sólo hasta 2017 y 2018 el salario mínimo superó a los salarios de manufactura en términos reales en relación con la inflación del IPC, terminando 16% por encima del IPC frente a solo 9% para el tipo por hora de manufactura. Sin duda, el salario mínimo de España superará con creces los salarios de manufactura en 2019 y 2020. Veremos hasta que grado los salarios de manufactura se ven influenciados por la presión ejercida por los aumentos al salario mínimo cuando los tipos de manufactura por hora estén disponibles. El gobierno se ha comprometido a impulsar poderosos aumentos del salario mínimo en los próximos tres años para un aumento total del 26% para 2023. Sin embargo, la creciente oposición de los empleadores ya los obligó a aumentar la tasa en 2020 a la mitad de lo que pretendían. Según el gobierno, el salario mínimo de España en 2019 todavía estaba 80,6% por debajo de la media del resto de Europa. Por ahora, la inflación no se ha visto afectada en absoluto por el aumento sin precedentes del salario mínimo, con sólo un aumento del 0,7% del índice de precios al consumidor en 2019. En cuanto al desempleo, éste continuó cayendo en 2019, del 26% en 2013 al 13,8% a fines de 2019. Pero como era de esperarse, para el segundo trimestre de 2020, ha subido al 15,3% como resultado de la pandemia del COVID-19.

______________________________________________

Valoración de Salario Digno (1996-2018) ocho economías en Asia y Oceania.

En 2018, Australia, Singapur, Corea del Sur y Nueva Zelanda mejoraron su índice de homologación (Idx-Hm) en la industria manufacturera, Japón no registró cambios y China e India experimentaron ligeros retrocesos, donde todas las ganancias son en gran parte el resultado de aumentos en sus tipos salariales por hora en moneda local en manufactura, combinado con devaluaciones de la moneda o disminuciones en su costo de vida PPC para consumo privado. Por el contrario, los retrocesos son mayormente el resultado de disminuciones en los tipos salariales por hora en moneda local.

•En 2018, Australia registró el mejor desempeño de su Idx-Hm entre las 41 economías en nuestros informes al aumentarlo nueve puntos a 90 Idx-Hm, lo que equivale a su mejor posición lograda anteriormente en 2014. Este fue el resultado de un fuerte aumento (6,6%) de su tipo salarial por hora en moneda local y una devaluación de la moneda del 2,5%, lo que contribuyó a una caída de su costo de vida PPP del 2,9%.

•Singapur también registró un sólido desempeño con una ganancia de seis puntos como resultado de un aumento de su salario por hora en moneda local del 6,6%, una revaluación de su moneda del 2,4% y un aumento mínimo de sólo 0,4 % del costo de vida PPC. De esta manera, Singapur superó claramente el aumento del 1,8% de ll tipo salarial por hora de EUA en manufactura y, por lo tanto, aumentó su homologación en seis puntos a un Idx-Hm de 89, su mejor posición hasta la fecha y el segundo mejor desempeño después de Australia en 2018.

•Corea del Sur siguió con un comportamiento similar de los indicadores clave, ganando tres puntos a Idx-Hm 72 debido a un aumento del 5,9% de su tipo por hora en moneda local y una revaluación del 2,7% de su moneda, que fue suficiente para compensar el aumento del 2,8% de su costo de vida PPP.

•Nueva Zelanda ganó un punto en su Idx-Hm (56) debido a un aumento del 1,8% de su tipo por hora en moneda local, una devaluación de la moneda del 2,6% y una caída del 3,5% de su costo de vida.

•Japón no experimentó cambios en su Idx-Hm (65) debido a un aumento de la PPC del 1,3%, un pequeño aumento del tipo salarial por hora en moneda local (0,9%) y una revaluación de la moneda del 1,6%.

•India registró una pérdida de un punto en su exiguo Idx-Hm (14) debido a una caída de su salario por hora en moneda local del 1,7%. India registró una significativa devaluación de la moneda del 4,8% y una caída del 2,5% de su costo de vida PPC, pero éstos no fueron suficientes para compensar la caída del su tipo salarial por hora y el aumento del 1,8% del salario por hora en Estados Unidos.

•China también perdió un punto en su exiguo Idx-Hm (18) debido al escaso aumento de sólo el 1,5% de su tipo salarial por hora en moneda local y un aumento muy fuerte de su costo de vida PPC del 10,3%, el aumento más fuerte por mucho entre las 41 economías de nuestros informes.

•En cuanto a Filipinas, ésta aún no ha publicado aún una actualización de su “Compilación de estadísticas industriales sobre trabajo y empleo”.

______________________________________________

Valoración de Salario Digno (1996-2018) – las cuatro mayores economías en América (Canada, Brasil, México and Argentina).

2018 en las Américas muestra un claro retroceso o un estancamiento en la homologación del salario digno para las cuatro economías en esta valoración, con una pérdida dramática para Argentina, también una pérdida para Canadá y ningún cambio para Brasil y México en sus índices de homologación (Idx-Hm) con los tipos por hora comparables en manufactura en Estados Unidos.

•Canadá perdió tres puntos muy significativos en la caída del Idx-Hm como resultado directo de una caída poco común de su tipo salarial por hora en manufactura en moneda local, con un cambio mínimo en su costo de vida PPC y en el tipo de cambio. Esto coloca a Canadá en un Idx-Hm 82, que es una de las posiciones más bajas registradas desde 1996.

•Argentina ha experimentado una erosión gradual de su Idx-Hm como resultado directo de las incontrolables altas tasas de inflación desde 2008. Esta erosión comenzó a profundizarse con el gobierno de Macri. En 2017, hubo una ligera recuperación, justo antes de que las políticas económicas claramente neoliberales del apoyo a la oferta del nuevo gobierno, en ese entonces, comenzaran a revertir drásticamente las ganancias en los salarios reales y la participación del trabajo en el ingreso de los gobiernos anteriores. Contrario a su promesa de reducir la inflación, que promedió 25,6% en el gobierno anterior, las políticas del gobierno de Macri promediaron 41,4% en la inflación IPC durante sus cuatro años (2016-2019) y el peso argentino se devaluó en 81%. Por lo tanto, como se esperaba, en 2018 el índice de homologación de Argentina colapsó al caer 8 puntos, equivalente a una pérdida de 16%, por mucho el peor desempeño entre las 41 economías incluidas en nuestros informes. Una nueva crisis económica estalló, muy parecida al colapso de 2002, y todos los salarios cayeron drásticamente. En 2018 el salario mínimo aumentó 12,9% pero la inflación alcanzó 47,8%. En 2018, let tipo por hora en manufactura aumentó 26,1% en pesos, pero la devaluación del 41% produjo una caída del 25,7% de su tipo por hora en dólares estadounidenses. Así, a pesar de una caída del 13% en su costo de vida PPC, el índice de homologación de Argentina registró una caída muy pronunciada y en 2019 caerá aún más, ya que las tasas de inflación y devaluación se profundizaron, en 54% y 42% respectivamente. Esto llevará a Argentina a condiciones que se asemejan a su anterior crisis de 2002-2004.

•Luego de que Brasil ampliara su brecha salarial manufacturera en 2014 y 2016, debido a la devaluación de su moneda desde 2010, producto de una recesión sostenida, logró mantener estable su Idx-Hm en 2017 y 2018, a pesar de que el gobierno neoliberal de Michele Temer aprobó una ley que congela el gasto público, poniendo fin al cumplimiento de la ley de apreciación del salario mínimo. La política de salario mínimo sirve como indicador de todos los demás salarios e influye directamente en los salarios de manufactura. Las tasas de inflación de fin de año para 2015, 2016 y 2017 sumaron 21%, pero los tipos por hora de manufactura en moneda local aumentaron solo 15,9% durante el período 2016-2018, En cuanto a los tipos de cambio, el real brasileño ha logrado experimentar una pérdida mínima de sólo el 4,5% durante el mismo período. Esto ha permitido que el Idx-Hm manufacturero de Brasil sufra una erosión mínima, de 32,2 a 31,6 para el mismo período, dado que el costo de vida de Brasil en términos de PPC cayó 11,6% en 2018. Sin embargo, el real de Brasil perdió 7,4% en 2019 y ha perdido 29,2% en 2020 hasta finales de agosto. Por ello, la combinación del aumento de la erosión de la moneda y la imprudente profundización de las políticas anti-laborales iniciadas por el gobierno de Temer por parte de Bolsonaro está destinada a ampliar la brecha de los tipos salariales por hora en manufactura de Brasil, en términos reales, con los tipos comparables en EUA en 2019 y 2020.

•Después de más de tres décadas de políticas estatales deliberadas para imponer salarios de “moderno trabajo esclavo”, México parece estar revirtiendo gradualmente dichas políticas. Esto se ha traducido en el aumento del salario mínimo en términos reales a partir de 2017 y 2018 con el gobierno anterior, directiva que se ha reforzado en 2019 y 2020 con el gobierno actual. En 2016, el Idx-Hm de México saltó a un nivel sin precedentes de 24, un aumento del 21,2% con respecto a 2015, como resultado de la combinación de una devaluación de la moneda del 15,1%, baja inflación (2,7%) y una aumento nominal en pesos de 27,7%, lo que resultó en un incremento de 8,4% en dólares estadounidenses a pesar de la erosión del peso mexicano. En lo que respecta a 2017 y 2018, el tipo por hora ha aumentado sólo 5,7% y 6,4% en términos nominales, algo por encima de las tasas de inflación del 2,8% y 6% respectivamente, lo que se traduce en un ligero aumento en su Idx-Hm de 23,6 en 2017 a 24,1 en 2018. Parece claro que, como se esperaba, la política de salario mínimo de apoyo a la demanda del gobierno está impulsando gradualmente los salarios en manufactura y en todos los sectores. 2019 debe mostrar esto más claramente pues el salario mínimo aumentó 16,1%, la inflación 3,6%, el peso sólo bajó 0,1% y el tipo por hora en Estados Unidos en manufactura aumentó sólo 0,8%, lo que debe aumentar el Idx-Hm al menos un punto.

______________________________________________

item90
Bookmark and Share
item19
item2a1a1
item36
  ¡Nuestros Boletines!
item34
item19a1
 El Asalto Neo-Capitalista  Los Peligros de
 The Living Wages  item2a2a
¡2020!
¡Nuevo Informe 2020!
¡Nuevo Informe 2020!
¡Nuevo Informe 2020!
¡Nuevo Informe 2020!
¡Nuevo Informe 2020!
¡Verano-Otoño 2021!
item43

"No Quedan Buenas Alternativas": Nuestro Dilema Bajo un Cielo Blanco

—Las soluciones tecnológicas no evitarán la necesidad de cambiar nuestro estilo de vida

Después de su obra ganadora del Pulitzer La Sexta Extinción, el nuevo libro de Elizabeth Kolbert, Bajo un Cielo Blanco, describe el mundo de las "soluciones tecnológicas" al daño que hemos infligido a la naturaleza. Hoy, el mundo se enfrenta al dilema de que incluso las intervenciones mejor intencionadas corren el riesgo de empeorar las cosas, aunque ya no podamos permitirnos el lujo de rechazarlas. En un siglo que estará marcado por la crisis climática, será esencial aprender a manejar la "mezcla de arrogancia y despiste" de la humanidad al tratar con la naturaleza.

El enviado de EUA para el clima, John Kerry, dijo recientemente que los estadounidenses no tendrían que cambiar necesariamente su estilo de vida porque habrá una solución tecnológica para todos los problemas. Lo que dijo Kerry tuvo mala acogida en Europa, pero en la política de EUA hay un dicho: no se toca nuestro sistema de pagos de jubilación y seguridad social -el "tercer riel de la política de EUA"- a menos que quieras electrocutarte. Sería lo mismo que decirle a la gente que tiene que cambiar de vida: ¡nunca se hace! En el ala más progresista del partido demócrata, está la propuesta del Nuevo Trato Verde, un proyecto muy optimista que intenta reunir una gran coalición: trabajadores organizados, comunidades de color, toda la amplia carpa del partido demócrata. Pero nadie dice que la gente tenga que cambiar su forma de vivir. Es una especie de artículo de fe en EUA. Ni siquiera gente mucho más progresista que Kerry lo diría. No creo que nadie esté dispuesto a decirlo, al menos no con fines políticos.

______________________________________________

 


 

item51

Derechos Humanos en la Era de la Inteligencia Artificial

A medida que la inteligencia artificial sigue abriéndose paso en nuestra vida cotidiana, su propensión a interferir con los derechos humanos no hace más que agravarse. Teniendo esto en cuenta, y observando que la tecnología se encuentra todavía en sus fases iniciales, Access Now realiza este estudio preliminar para examinar la gama potencial de cuestiones de derechos humanos que pueden plantearse hoy o en un futuro próximo.

Muchas de las cuestiones que se plantean alexaminar este ámbito no son nuevas, pero se ven muy exacerbadas por la escala, la proliferación y el impacto en la vida real que propicia la inteligencia artificial. Por ello, el potencial de la inteligencia artificial tanto para ayudar como para perjudicar a las personas es mucho mayor que el de las tecnologías anteriores. Aunque ya hemos visto algunas de estas consecuencias, los impactos no harán más que crecer en gravedad y alcance. Sin embargo, si empezamos ahora a examinar qué salvaguardias y estructuras son necesarias para abordar los problemas y los abusos, los peores daños -incluidos los que afectan de forma desproporcionada a las personas marginadas- pueden prevenirse y mitigarse.

Hay varias ópticas a través de las cuales los expertos examinan la inteligencia artificial. El uso de la legislación internacional sobre derechos humanos y sus normas e instituciones bien desarrolladas para examinar los sistemas de inteligencia artificial puede contribuir a las discusiones que ya están teniendo lugar, y proporcionar un vocabulario universal y foros establecidos para abordar las diferencias de poder.

Además, las leyes de derechos humanos aportan un marco de soluciones, que ofrecemos aquí en forma de recomendaciones. Nuestras recomendaciones se enmarcan en cuatro categorías generales: normas de protección de datos para proteger los derechos en los conjuntos de datos utilizados para desarrollar y alimentar los sistemas de inteligencia artificial; salvaguardias especiales para los usos de la inteligencia artificial por parte de los gobiernos; salvaguardias para los usos de los sistemas de inteligencia artificial por parte del sector privado; e inversión en más investigación para seguir examinando el futuro de la inteligencia artificial y sus posibles interferencias con los derechos humanos.

Esperamos que este informe proporcione un punto de partida para nuevas diálogos e investigaciones en este espacio en desarrollo. Todavía no sabemos qué significará la inteligencia artificial para el futuro de la sociedad, pero podemos actuar ahora para construir las herramientas que necesitamos para proteger a las personas de sus aplicaciones más peligrosas.Esperamos seguir explorando las cuestiones planteadas en este informe, incluso a través del trabajo con nuestros socios, así como con las principales instituciones corporativas y gubernamentales.

 

______________________________________________

item41
item71

Valoración de Salario Digno (1996-2018) vientiocho economías europeas.

Para las 28 economías europeas en nuestros informes, claramente fueron más las economías que aumentaron su Idx-Hm con salarios por hora equivalentes de los trabajadores estadounidenses que las que experimentaron un retroceso en 2018. Como en la gran mayoría de los casos en las 41 economías incluidas en todos nuestros informes, nuestra valoración entre las economías europeas encontró resultados divergentes que fueron predominantemente el resultado de un aumento significativo de los salarios por hora en moneda local (o falta de éste), combinado con el comportamiento de sus tipos de cambio y su costo de vida en términos de paridad de poder de compra para consumo privado.

•Los países con mejor desempeño en el aumento de su Idx-Hm entre las economías europeas en 2018 fueron Estonia (+6), Irlanda (+4), Rumania (+4) y Eslovaquia (+4), mientras que los países con mal desempeño inferior fueron Suiza ((-7) y Hungría (-5). Todas las economías europeas que mejoraron su índice de homologación de salario digno (Idx-Hm) con trabajadores estadounidenses equivalentes, fue principalmente el resultado de aumentos significativos de sus tipos salariales de compensación por hora en monedas locales, en comparación con el aumento del tipo salarial por hora en EUA del 1,8%, combinado con la revaluación del euro (4,79% o su moneda nacional). Esto compensó claramente los incrementos en costo de vida PPC y produjo aumentos de su Idx-Hm. Por el contrario, prácticamente todos los países con mal rendimiento que amplió su brecha salarial con los tipos salariales de compensación por hora de EUA, incrementaron sus tipos por hora en moneda local menos que el tipo por hora de EUA de + 1,8% o, de hecho, disminuyeron su tipo por hora: Croacia (-1,4%), Hungría (-8,1%), España (-0,6%), Suiza (-7,8%) y Reino Unido (+ 0,7%). Lituania fue un excepción debido al alto aumento de su costo de vida (+ 6,7%) a pesar del aumento del tipo por hora de 2,6%, y Turquía que sufrió una fuerte devaluación del 24,4% que neutralizó su aumento del tipo por hora de 13,2%.

•Entre las 16 economías de la zona euro, nueve aumentaron su Eq-Idx, Austria, Bélgica, Finlandia, los Países Bajos y Portugal no cambiaron y Lituania y España ampliaron su brecha de salario digno. La combinación de las mismas variables descritas anteriormente para toda Europa arrojó resultados similares en los países de la zona euro: (1) un aumento significativo en la tasa salarial de compensación por hora en moneda local (con un promedio de 4,5%), combinado con (2) la significativa revalorización del euro frente al dólar del 4,8%, fueron suficientes en la mayoría de los casos para compensar el aumento de su costo de vida PPC de consumo privado (con una media del 4,9%) y el aumento del 1,8% del tipo salarial de EUA. Esto resultó en un aumento promedio del 9,5% en tipo por hora de las 16 economías del euro en dólares estadounidenses. Algunas economías experimentaron incrementos extremadamente fuertes del tipo por hora en moneda local. Estonia registró el mayor aumento con 17,8% en moneda local, lo que se tradujo en un aumento del 23,5% de su tipo por hora en dólares EUA y de su Idx-Hm equivalente, con una ganancia de seis puntos, de 43 a 49, seguida de Eslovaquia con 16,8% e Irlanda con 11,4% en dólares EUA. Sólo España y Lituania aumentaron sus brechas de salario digno debido a los aumentos del 4,1% y 7,5% en dólares estadounidenses que fueron neutralizados por aumentos de su costo de vida PPC del 5,9% y 6,7%, respectivamente.

•Entre las 12 economías de Europa del Este, incluidas las economías de euro de Estonia, Letonia, Lituania, Eslovaquia y Eslovenia, es evidente la notable mejora en su Idx-Hm como continuación de una poderosa tendencia para ha cerrar la brecha Idx-Hm desde 1996, con Bulgaria, Estonia, Lituania, Rumanía y Eslovaquia, más que duplicando su Idx-Hm de 1996. Las mejores en 2018 fueron Estonia (+6), Rumania y Eslovaquia, con 4 puntos cada una, y la República Checa y Polonia con 3 puntos cada una. En general, el desempeño fue muy positivo para las 12 economías, una vez más como resultado de la combinación de las mismas variables con el mismo comportamiento: (1) un fuerte aumento en la tasa de remuneración por hora en moneda local (promedio de 7,6%) , (2) pequeño cambio en su PPC de costo de vida del consumo privado (promedio de 3,7%), (3) una revaluación significativa de sus monedas frente al dólar del 2,3%, que resultó en un fuerte aumento de sus tipos salariales en dólares EUA (promedio de 9,8%), suficiente para compensar el aumento del 1,8% del tipo salarial EUA y, por anto, aumentar el Idx-Hm para ocho de las 12 economías. Si excluimos las economías de la zona euro en Europa del Este, las ganancias también son considerables para Bulgaria (+1), República Checa (+3), Polonia (+3) y Rumanía (+4). Por el contrario, Croacia, Hungría y Turquía perdieron terreno, con Hungría registrando el peor desempeño como resultado de la fuerte caída de su tipo en moneda local (-8,1%) el aumento del PPC (3,4%) y la pequeña revalorización de sólo 2,6%, que resultó en una caída del 6,6% en su tipo en dólares EUA y una pérdida de 5 puntos en el Idx-Hm. Turquía registró una fuerte devaluación del 24,4% pero el aumento de tipo por hora del 13,2% y la caída del 14,4% en el costo de vida PPC le permitieron perder sólo un punto en su Idx-Hm.

•El Reino Unido perdió dos puntos en su Idx-Hm por el pobre aumento en su tipo salarial en moneda local (0,7%) y el aumento del 4,2% de su PPC a pesar de la revalorización de la libra del 3,7%. Sorprendentemente, Suiza registró el peor desempeño de toda Europa por la fuerte caída de su tipo por hora en moneda local de -7,8% y la poca variación de sus tipos de cambio y PPC, resultando en la caída de -7,2% de su tipo en dólares EUA y una pérdida de siete puntos.

•Escandinavia, incluida a Finlandia en zona euro, registró un desempeño positivo. Dinamarca ganó tres puntos, seguida de Noruega y Suecia con +1 en su Idx-Hm, sólo Finlandia no registró cambios. Vale la pena señalar que Dinamarca, Noruega y Suecia tienen Idx-Hm por encima de 100 y solo Finlandia está rezagada con 92 Eq-Idx.

______________________________________________

item67
item40
¡2020!
¡2020!
¡2020!

Las Manipulaciones de la Libertad

La sucia lucha por la Proposición 22 y la Economía “Gig” [de Moderno Trabajo Esclavo]

La economía por encargo (Gig) ha crecido rápidamente en la última década y es casi omnipresente. Se define en términos generales como el trabajo en plataformas basadas en aplicaciones en las que los trabajadores establecen sus propios horarios y realizan trabajos individuales a voluntad. Incluye algunos servicios profesionales y trabajos de oficina, pero se compone principalmente de servicios de conducción y entrega de alimentos.

Algunas de estas empresas son gigantes, especialmente Uber. Sólo ella afirma tener 91 millones de clientes activos y 3,9 millones de conductores en todo el mundo. Y aunque los ingresos de la empresa se disparan, las pérdidas de la compañía también son asombrosas. Tras su oferta pública inicial en 2019, se reveló que perdió 2.200 millones de dólares en 2018 y 1.800 millones en 2019. Aunque esto normalmente dificultaría la valoración y ahuyentaría a los inversores, la oferta pública inicial de Uber siguió siendo la mayor de 2019.

La razón de esto radica en el prospecto de oferta pública inicial de la compañía. Uber imaginó un futuro en el que ha dominado el espacio de entrega y conductor, expandiéndose también en el transporte de camiones y el envío. Esperaba ser el sustituto de una infraestructura de transporte público que se desmorona, construyendo su propia infraestructura privada de coches, scooters y bicicletas. Esto requeriría algunas pérdidas iniciales, por supuesto. Requeriría subcotizar a sus competidores y bajar las tarifas para hacerse con el control total de sus mercados deseados. Pero la empresa planeaba ir más allá, invirtiendo más de 1.000 millones de dólares en tecnología para coches sin conductor. Deshacerse de sus conductores, su principal fuerza de trabajo, era la clave de la rentabilidad futura, creían.

Uber terminó desechando la mayoría de estos planes a finales de 2020 porque la tecnología de los coches sin conductor aún no es viable para su uso generalizado y estas empresas no parecían prometedoras. Sin embargo, mantienen las ideas fundacionales del prospecto: que la empresa debe intentar desprenderse de sus responsabilidades con los trabajadores para mantenerse a flote y ganar dominio.

Esto es clave para entender la economía por encargo. Su flexibilidad es un arma de doble filo para sus trabajadores. Aunque la flexibilidad permite a los trabajadores la comodidad de elegir sus horarios, también ofrece a sus empleadores la posibilidad de repudiarlos, de tratarlos como independientes y no merecedores de los beneficios mínimos. Al fin y al cabo, los trabajadores son un medio para un fin para las grandes empresas de trabajo por encargo como Uber: la monopolización.

Desde este punto de vista, se pone de manifiesto que la economía por encargo no es más que una nueva capa de pintura sobre un viejo fenómeno. Es una de las muchas manifestaciones del trabajo precario, también conocido como precarización o flexibilización. En el Sur Global el trabajo precario está muy extendido, sobre todo entre los trabajadores migrantes, los temporeros y las mujeres. En las últimas décadas, en Estados Unidos y la Unión Europea también ha aumentado el número de trabajadores pobres. Aunque los trabajadores parecen tener un grado bastante alto de autonomía, dependen completamente de sus empleadores. Esto los distingue del verdadero autoempleo o de la condición de contratista independiente.... Las empresas de la economía por encargo no fueron verdaderas pioneras. Su principal innovación, la interfaz basada en una aplicación, fue desarrollada para su uso por los taxistas en 2010. Los trabajadores se obligan a trabajar más horas y turnos más largos porque la carga de ganar un salario mínimo no es de sus empleadores, sino de ellos.... Hace dos siglos, Karl Marx describió este tipo de salario, el salario a destajo, como la forma de pago más ventajosa para los empleadores.

El dominio de la esfera privada sobre los votantes—con la Proposición 22— se ejerció tanto en el plano profundamente personal como en el amplio, estructural. Una reflexión de Theodor Adorno lo expresa con sencillez: "La gente ha manipulado tanto el concepto de libertad que finalmente se reduce al derecho del más fuerte y rico a quitarle al más débil y pobre lo que aún tiene". Como se ha demostrado muchas veces durante esta pandemia, muchos pueden relacionar la libertad del capital y de las empresas para seguir sin obstáculos con la suya propia.

______________________________________________


 

item52
 Transitando a Geocracia — Paradigma

Respuesta Epidémica

– El Legado del Colonialismo

Al entrar en el segundo año de la pandemia de coronavirus, a nosotros mismos nos persigue el fantasma de la dimensión social de lo que en apariencia -y que nos presentan el gobierno y los medios de comunicación- parece una crisis médica o sanitaria. En realidad, sólo es una crisis médica en un nivel. La pandemia del COVID-19 es en su raíz una crisis de la globalización, una crisis del capitalismo racial, una crisis del colonialismo, una crisis de la organización social de nuestro sistema de salud pública. Es una crisis de tratamiento y atención frente a la demonización y la construcción de muros. Y es la última pandemia de una larga lista de pandemias modernas -desde el SARS hasta la gripe porcina, pasando por el VIH y el Ébola-, un resultado predecible y previsto, no el misterioso e imprevisible golpe de relámpago que se suele presentar. Estados Unidos ha cosechado los resultados del fundamentalismo del mercado y de las guerras neoliberales contra el gobierno y el espacio público, cuando los hospitales de las ciudades más ricas del mundo se mostraron incapaces de tratar las oleadas de enfermos de COVID-19 o incluso de tratar a los muertos con dignidad. Nadie que haya vivido el COVID-19 en Estados Unidos puede ignorar la construcción social de su precio: las infecciones y muertes entre las poblaciones de color casi duplican las de los blancos. Los indígenas representan más del doble (2,3 veces) del número de muertes. Los blancos en Estados Unidos tienen entre dos y tres veces más tasas de vacunación que las personas de color, y aún así tienen mucho más acceso a las vacunas. De los que se han vacunado hasta ahora, dos tercios son blancos y sólo el 2% son negros.

 

______________________________________________

¡Nuevo espacio dedicado 2020!
item42
Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional.
Inglésitem2a1a1 Transitando a Geocracia — Paradigma